El sol le dijo a la luna: “si me guiñas
me derrito”.
Yo te miro sin fortuna, será que brillo,
brillo poquito.

El ancla dijo a la quilla: “yo duermo con
las estrellas”.
Si tú quieres mi vida, traigo en el ancla
media docena.

Abre ya el balcón, abre tu balcón,
que tengo el corazoncito metiíto en alcanfor.

Abre ya el balcón, ábrelo por Dios.
Veras como entra alegría, sentrañas mías
en tu habitación.

Comments (2)

On 2 de diciembre de 2009, 22:36 , Clematide dijo...

Qué bien, cuanto movimiento hay de nuevo en este blog, y que bellos fragmentos regalas!!!
Muchos besitos preciosa, nos vemos mañana!!!

 
On 2 de diciembre de 2009, 23:00 , Lotus dijo...

Besitos para ti guapisima. Gracias por pasarte por aqui.